Combine Football & Health

Los Jugosos responden en el momento justo y, con marcador de 48-6, dejan fuera a los Niners.

En esta Semana 6 de la Temporada Otoño 2019, no había duelos más atractivos que todos los que se dieron dentro de la División III ¿Por qué? La razón es sencilla, todos eran duelos directos y parejos, cual si fuera una ronda de eliminación directa: Ganas, estás dentro; pierdes, mejor suerte para la próxima.

Esos duelos son los que se agradecen y se aplauden porque el nerviosismo y la adrenalina están al tope en cada partido, pues todos están con la incertidumbre del “¿Qué habrá pasado en los otros juegos? ¿Si pierdo, llegaré a pasar? ¿Si gano, en qué lugar quedaré? ¿Cuántos puntos debo hacer o debo permitir para no preocuparme?” Todas esas preguntas estaban en la mente de todos los involucrados.

Mientras hubo quienes se atormentaban con todo lo anterior, hubo un equipo que no se preocupó ni se inmutó por todo lo ajeno a ellos. Así fue el actuar de los Jugosos que, lejos de tener pensamientos difusos, se enfocaron y centraron toda su atención en sacar el triunfo ante los Niners, equipo que llegaba con el título de favorito por su posición en la tabla (aunque con muchas ausencias), pero, en duelos eliminatorios, todo importa menos el lugar que se tenga.

Los Suculentos’ atacaron cual caballo desbocado y haciendo énfasis en el dicho “Haz que el jugo valga la exprimida”, con un doblete de José Luis Sosa más un solitario TD de Diego Uribe, les daban una cómoda ventaja a los naranjas sobre ‘Los Bombarderos de la bahía’ que apenas lograron responder con lo que fue su único y honroso ingreso a las diagonales.

El complemento no fue distinto, los Jugosos confirmaron la superioridad mostrada en la primera parte y se enfocaron en no dejar ninguna duda al respecto con otras tres anotaciones (Daniel Merino, Uribe y Juan José Sánchez) más un Safety que ponía la última piedra en el ataúd de los Niners, aquellos que tuvieron todo para pasar en la Semana 5 y terminaron derrotados, arrollados y eliminados del certamen otoñal.

Other Articles

ArenaOtoño 2019reseñasVaronil
ArenaOtoño 2019reseñasVaronil
Sin felinos, no hay fiesta