Banner-Jumpin

Después de una pelea de antología entre Pesos Pesados, el heredero de ‘El Imperio Tenochca’ vence 27-22 al Cowboy.

Entre todas las categorías que existen en el Box, siempre hay una que es la madre de todas por el espectáculo que pueden llegar a brindar, esto, claro, sin demeritar a las otras Divisiones pues todas tienen lo suyo. Pero, la catedral, sin lugar a duda es la de los Pesos Pesados y para muestra el pedazo de combate que nos dieron dos favoritos al cinturón de campeón.

Round 1. La visita, como en casa.

Para el Azteca ODA, el Gimnasio Gerner es cómodo, es un gimnasio que no desconocen pues muchos de sus más grandes triunfos se han dado en el ‘Infierno verde’. Prueba de ello es la iniciativa que tomaron en la pelea pues su combinación fue la más efectiva (TD de Armando NegreteIván Córdoba) para sorprender al Cowboy y llevarse el primer asalto a la bolsa.

Round 2. Paridad de fuerzas.

Si algo se sabe en esta y en todas las temporadas pasadas es que a ‘La estrella solitaria’ no hay que darlo por muerto, mucho menos cuando se halla abajo en las tarjetas. Fiel a su costumbre, apretó el acelerador y puso contra las cuerdas al heredero de ‘El imperio Tenochca’ con una excelsa combinación (TD de Osvaldo SoteloAlex Garza) y un cruzado de izquierda (TD de Igor Vázquez). El mexiquense no se achicó y, con varios jabs, penetró a la defensa del rival (TD de Kevin Favela).

Round 3. Análisis exhaustivo.

Las esquinas de ambos peleadores hicieron un excelso trabajo analizando al rival, encontrando falencias y la mejor alternativa posible para imponerse. Ambos lograron neutralizarse, hay golpes, sí, pero ninguno relevante, salvo un gancho al hígado que el Azteca le propinó al Cowboy (TD de Fernando Juárez). Fuera de eso, todo se mantuvo igual.

Round 4. Se quedan sin aire.

Los mexiquenses seguían al frente, las tarjetas no mentían ni tampoco lo mostrado en el encordado, pues, pese a lo cerrado del duelo, la balanza y el momento estaban de su lado, mismo que aprovecharon para enviar a la lona a su rival (otro TD de Juárez). El resto fue mero trámite pues el tenochca se encargó sólo de flotar en el ring, esperando el cansancio del oriundo de Dallas que sólo alcanzó a realizar un ataque más (TD de Irving Tacher), pero fue insuficiente para su causa.

Other Articles

ArenaPrimavera 2020reseñasVaronil
Orcas electrocutadas
ArenaPrimavera 2020reseñasVaronil
Embrujan al bombardero