Combine Football & Health

Pese al triunfo de 48-18 de Chivos Negros sobre Irons, ambos mantienen una ligera esperanza de llegar a la postemporada.

Como darle lectura a un juego en el que ganas, dominas, le pasas por encima al rival y aún así no es suficiente, no se tiene nada garantizado, no hay nada escrito; te dicen que de todos modos debes realizar lo mismo en la última semana y ni así se tiene asegurada la clasificación a la fiesta de los tazones. Así de frustrante es el presente para los Chivos Negros.

El lado opuesto de la moneda lo representan los Irons, equipo que vino de más a menos en el certamen otoñal y que se mantiene a un paso de caer al abismo de la eliminación y, por increíble que parezca, está a la misma distancia de colarse por uno de los pases que dan acceso a los Playoffs. Mucha competencia, mucha paridad de fuerzas, o simplemente a todos les gusta complicarse la vida para ponerle sabor a la última semana.

Sí es lo último, vaya que lo agradecemos pues de poco y nada sirvió el potente arsenal de ‘Los Baphy’ que se vio reflejado en la módica cantidad de siete anotaciones, tan benevolentes son que nadie quiso destacar por encima de sus compañeros, todos se repartieron el pastel, ahí tienen a Uriel Camacho, Raúl Muñoz, Iván Reséndiz; ni que decir de Francisco Andrade y Mario Cañas. Todo bajó la batuta de Rolando Valle y Emilio León.

Y lo mismo aplica para ‘La Máquina escarlata’ que, otra vez, dejó mucho que dejar en su accionar y apenas alcanzaron a meter las manos con las anotaciones de Ulises Domínguez y Daniel Martínez, sumado a la conversión de Ricardo Hernández. Así de gris y parco fue su poder ofensivo, al menos lo único rescatable del juego porque de la defensiva no hay mucho que decir.

De ganar la historia seria otra, o tal vez no porque tampoco tendrían garantizado el pase, pero al menos se tendría una probabilidad más alta de clasificar. Irons y Chivos Negros, dos historias curiosas con un destino incierto. El desenlace luce azaroso, ominoso y extrañamente atractivo porque sabemos que todo, absolutamente todo puede pasar en la fatídica Semana 6 de la Temporada Otoño 2019.

Other Articles

ArenaOtoño 2019reseñasVaronil
Habrán más rounds
ArenaOtoño 2019reseñasVaronil
Triunfo y comodín marítimo